"Con la palabra se ve lo no visto, o incluso lo no visible"-
EMILIO LLEDÓ. El silencio de la escitura

viernes, 15 de julio de 2011

INDEFENSA


"Y llamó Jehová Dios al hombre, y le dijo: ¿Dónde estás tú? Y él respondió: Oí tu voz en el huerto, y tuve miedo, porque estaba desnudo; y escondíme".
 (Génesis, 3,9)














Ha llegado despacio, en cautela, sutilmente. Juro que me había atrincherado tras los muros de lo invencible, que había preparado un brebaje que me ayudase a enfrentarlo. Si hasta oré ante la estampa de no recuerdo quién para ahuyentarlo. Que supuse que sólo era cuestión de fe. De coraje. De escudarse y vencerlo.
Pero nada ha servido.
Invisible, despojado de sombras que lo delatasen, ha llegado. Es un segmento vertical, filoso, hiriente, que traspasa la piel, que la penetra, que aletarga el cuerpo e implacable hace un nido de espinas en el alma.
Está aquí conmigo, dentro de mí. Y y yo indefensa. Me arrincona sin piedad y me atrapa. Ya estoy entre sus garras. Vilmente atrapada.
Ya no pienso. Ya no soy. Enmudezco.



Imagen: Google-







15 comentarios:

Juan Herrezuelo dijo...

Nadie escapa a la manifestación ocasional de esa vulnerabilidad. Es primero una intuición, algo que ronda por dentro y no es nuevo, y sabemos que de nada sirve atrincherarse, que nos suplantará y durante un tiempo será nosotros, otra vez. Un fuerte abrazo, Beatriz.

Jim dijo...

Joder!:¡Me encanta Bea!

"Es un segmento vertical, filoso, hiriente, que traspasa la piel, que la penetra, que aletarga el cuerpo e implacable hace un nido de espinas en el alma."

Intensidad al limite!

Besos
Jim

Luzdeana (Diana H.) dijo...

Tu texto mismo convertido en esa vulnerabilidad. Devastador. Enmudecer ante la imagen que propones es casi un mandato.
Te voy a escribir. ¿Estás veraneando en tu costa?
Un abrazo fuerte, querida amiga.

Rochitas dijo...

Queridaaaa, qué buenas letras.
Ud. sí que sabe plasmar sentimiento y sensación en palabra. Elijo que ese segmento llamado miedo, angustia, se desvanezca en lo efímero.
Desde el invierno porteño enorme abrazo.

Dante Bertini dijo...

pues sí que es intenso, filoso e hiriente, vulnerador y vulnerable...te abrazo

Raquel Barbieri dijo...

Tremendo y hermoso.
Tremendo de vivir, y hermoso para leer aunque no para ser vivido.

Besos, amiga :)

maria candel dijo...

Beatriz, con pocas palabras y precisas, nos hablas de un estado de ánimo, de un sentirse arrinconado,por el que se pasa alguna vez, o muchas,esa vulnerabilidad, ese estar a flor de piel constante.
Un gusto leerte y aprender el buen manejo de la palabra.
Cariños y un abrazo

Carlos dijo...

Nadie puede escapra de si mismo.

No alcanzan trincheras ni muros, ni falsos sobrenombres.

Sólo somos espejismos fugaces.

Un beso.

STAROSTA dijo...

HOLA

Es para mi un autentico honor, llegar a tu vereda vrtual, despues de mucho navegar en el mar abisal de la web. Tus palabras generan vulnerabilidad en mi, y es lo que yo busco cuando leo.

Te sigo.


STAROSTA
(UN PRODUCTO DE TU IMAGINACION)

Raúl dijo...

Qué maravilla, Beatriz...

IsleñoDreams dijo...

Me dejas la garganta seca y los ojos mojados.

Abrazos desde m isla.

Francisco Ortiz dijo...

Sugiriendo tanto no necesitas más que el espacio para que lleguemos y sintamos.

Rochitas dijo...

es sublime. Lo releo y festejo que jamás le sobre una letra.

J. G. dijo...

poderosa imagen, muy buena

Vicente dijo...

Beatriz: He leído varias veces tu entrada sin poder agotarla. Con la madurez aprendí que cada ser humano nace para ser feliz. Por lo que llego a preguntarme: ¿Cómo puedo llegar a ser feliz si soy tan vulnerable?
Si bien es cierto que echo de menos tus exposiciones, celebro que estés en algún lugar haciendo la vida más hermosa. Abrazos.